Cómo optimizar el proceso de check-in




Tal vez el check-in parezca una de las prácticas más comunes al ingresar a un hotel, ya que por años así se ha tomado, pero la realidad es diferente. Hoy en día, la tecnología y más que nada los celulares, con ayuda del internet, han conseguido un gran impacto al facilitarnos ciertas acciones que, no hace mucho, hacíamos monótonamente, sin realmente conocer la relevancia que tenían en nuestro día a día.

Puede llegar a pasar que tus empleados tomen la idea de que trabajar en la recepción es algo meramente banal, ya que no requiere de gran ciencia charlar un rato con el cliente, entregarle una llave, dar unas cuantas recomendaciones y empezar de nuevo con otro cliente. La realidad es que, pese a la tecnología, la experiencia de un cliente que entabla una conversación con el recepcionista, a comparación de quien solo hace check-in con su celular, es completamente diferente, pues en la primera, el cliente ésta haciendo algo que, poco a poco, se está perdiendo.

Puede que suene un tanto exagerado, pero la realidad es que gracias a que le permitimos a la tecnología resolver casi todos nuestros problemas, nos vamos aislando en una burbuja, en donde solo acabaran existiendo el celular y tú. Esto mismo es una oportunidad para que tus empleados, encargados de recibir al huésped, se superen a sí mismos, consiguiendo mostrar un mejor y más personalizado servicio, a comparación del celular, que si bien, es una herramienta práctica que no cuenta con la calidez de una sonrisa humana.

Las relaciones humanas son muy importantes, sobre todo dentro de un trabajo que consta de un acercamiento constante con otras personas, por lo que el trabajo de los recepcionistas en un hotel es crucial, ya que son el punto de inicio de toda una experiencia.

Brindar la mejor experiencia al huésped para que se un cliente recurrente optimizando las operaciones de tu hotel con el apoyo del Programa para Hoteles de SiHoteles.

Comentarios

Entradas populares