Diseña tu plan de mercadotecnia turística


La turística es una industria dinámica, y dependiente de las condiciones económicas, climatológicas, políticas y del entorno local de cada establecimiento, particularmente sus servicios de salud y seguridad. Ante esto, los hoteleros están la mayoría del tiempo en una posición reactiva en lugar de proactiva.
La necesidad de reaccionar puede llevarte, como empresario, a ciertos niveles de frustración e incluso a la inacción. Aunque es raro que un profesional del turismo pueda cambiar las principales tendencias económicas o políticas, hay mucho más que puede hacer para formar su parte de la industria, por ejemplo:
Determina tu ámbito fuerte actual en el turismo y luego analiza tus debilidades. ¿Haces hincapié en el buen servicio, los hermosos paisajes, las actividades divertidas o el "eduturismo"? Mejor ve tras aquellos clientes que estarán dispuestos a pagar más por tu producto. Nunca olvides que el turismo se basa en tener algo único, así que enfócate en lo que hace que hospedarse en tu hotel sea una experiencia especial.

Pon tu mejor pie adelante, pero di siempre la verdad. Con frecuencia, el público no cree a los funcionarios de turismo porque han cubierto los problemas o no han dicho la verdad. No tienes que enfatizar el problema, pero tampoco debes ocultarlo. Asegúrate de que la información que proporcionas sea precisa y actual.

Participa tanto como sea posible. No puedes influir en la política si no estás presente cuando se toman las decisiones. Cuanto mejor son los profesionales del turismo, más influencia tienen. Usa la influencia local para establecer contactos con personas a nivel estatal, regional o nacional.

Analiza cuáles son los servicios que le faltan a la comunidad y qué servicios o productos son locales y abundantes en ella. Recuerda que, en los complejos turísticos, los hoteles y las atracciones pueden llegar a ser conocidos por algo especial.  No existe un negocio que no pueda producir un producto "interno".  Desarrolla tu producto con nuevos grupos de nicho en mente. Por ejemplo, ¿Puedes combinar un rancho de amigos con una experiencia educativa o ayudar a los niños que han sufrido un trauma? ¿Se pueden conectar el turismo urbano y rural de una manera única? ¿Puedes hacer que una experiencia de granja sea una aventura para una vida saludable?

Desarrolla un "símbolo de lucro". Tu plan de negocios debería agregar un mayor valor a tu producto turístico y, al mismo tiempo, agregar mayores ganancias a tus resultados. Muchas empresas turísticas tienen un logotipo o mascota. Comercializa este logo, por ejemplo, como un recuerdo. Si tienes un hotel en las montañas, desarrolla una mascota o planta y luego crea recuerdos en torno a ese tema. Al convertir tu logotipo en un producto, tu negocio turístico se convierte en un "generador de memoria" en lugar de simplemente un "lugar de recuerdos".

Estar en el saber. Accede a varios medios de comunicación y lee todo lo que puedas desde diferentes puntos de vista políticos. Frecuentemente los medios de comunicación cuentan solo un lado de una historia política. Los profesionales del turismo necesitan conocer todos los lados y luego usar esta información para dar forma no solo a su comercialización, sino también al tipo de desarrollo de productos que serán efectivos en el futuro.

Brindar la mejor experiencia al huésped para que se un cliente recurrente optimizando las operaciones de tu hotel con el apoyo del Programa para Hoteles de SiHoteles.

Comentarios

Entradas populares